Ayuda pandemia a visibilizar violencia familiar

CDMX a 03 de marzo de 2021.- La pandemia de la COVID-19 ayudó a visibilizar la violencia familiar y posibilitó mayores mecanismos para que la sociedad conociera y reportara acerca de la situación que se vive al interior de los hogares, revela el informe “Mujeres, a un año de la COVID-19” del Consejo Ciudadano para la Seguridad y Justicia de la Ciudad de México.

El estudio, basado en reportes a la Línea Mujer y Familia y el Chat de Confianza del organismo ciudadano durante el 2020 y febrero del 2021, indica además factores que generan fatiga pandémica.

En ese periodo se brindó servicio a 3 mil 669 mujeres que señalaron ser víctimas de violencia familiar, algunas de ellas desde hacía varios años.

En la primera fase de la pandemia, entre marzo y abril, los reportes pasaron de 72 a 348, y el año pasado tuvieron su punto más alto en mayo con 413. Este 2021, enero sumó también 413 y febrero 445.

«La violencia familiar no se originó por el confinamiento, sino que se visibilizó radicalmente por éste y por los esfuerzos colectivos, comunitarios e institucionales y por las campañas de diversos organismos entre ellos el Consejo Ciudadano.

“Debemos seguir en el proceso de acompañar el empoderamiento de las mujeres, especialmente las que menos voz tienen: niñas y adultas mayores y de las testigos de lo que sufren para que decidan comenzar una denuncia contra su agresor”, dijo Clara Luz Álvarez, secretaria técnica del Consejo Ciudadano.

Los reportes indican que el 42% de las mujeres ha sufrido violencia familiar de 1 a 7 años; 11%, más de 15 años, y 9% de 8 a 14 años.

Entre los generadores de violencia, tres de cada cuatro son personas cercanas a las víctimas, entre ellos el cónyuge, el concubino o una ex pareja sentimental, revela el informe.

“El confinamiento por la pandemia trajo un concepto denominado por la ONU como fatiga pandémica, que se manifiesta en cansancio o agobio ante la rutina en las medidas sanitarias, que, aunado al incremento de labores en el hogar, la pérdida de empleos y la reducción de ingresos, propició que algunas mujeres presentaran numerosos cuadros de depresión, ansiedad, insomnio e irritabilidad”, añadió Salvador Guerrero Chiprés, presidente del organismo.

Entre 2020 y 2021, el Consejo Ciudadano ha brindado además 22 mil 964 atenciones psicológicas a mujeres, principalmente por problemas con la pareja o rupturas amorosas, problemas familiares, ansiedad, depresión, violencia o temas familiares.

De estos últimos, el 78% estuvo relacionado con el cuidado de los hijos, adultos mayores o nietos, y el 21% con la falta de empatía de su pareja ante las labores del hogar.

Por medio de los Centros de Recuperación Emocional del Consejo Ciudadano (CRECC), con sede en las alcaldías Cuauhtémoc e Iztapalapa, psicólogas y psicólogos han brindado terapias, virtuales o presenciales —con todas las medidas sanitarias— a 476 mujeres, el 38% por violencia familiar.

El organismo ofrece apoyo psicológico y jurídico, gratuito y confidencial, en un esquema 24/7, a través de la Línea Mujer y Familia y el Chat de Confianza, ambos con número 55 5533 5533.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: